Colaboradores


Susanoo

  • 0 Respuestas
  • 676 Vistas

0 Usuarios y 1 Visitante están viendo este tema.

Desconectado Artedil

    *
  • Pistolero
  • ***
  • Mensajes: 94
    • El Refugio del Atlante

    Total de insignias: 5
    Insignias: (Ver todas)
    Ha creado 10 hilos en el foro. Primera encuesta votada Webmaster Tres años en el foro. Un año en el foro
« en: Abril 30, 2014, 09:05:27 am »
 Hoy el afortunado en ser analizado es Susanoo, un personaje que ha tenido sus altibajos a la hora de ser elegido para la costrucción de mazos.   
 
 
Ilustración de Ramón Romero

Nos encontramos ante un personaje de coste 4 que nos ofrece F2 y PM6, números generalmente aceptables. Luego sus claves no son nada malas: Dios y Guerrero, aunque esta última tiene poca repercusión en los mazos japoneses ya que solo la comparte con Hachiman.  Su habilidad es la que ha causado más desencantos, ya que aunque puede ofrecernos un bonito bonus de +2 a su F, requiere el gasto de 2P, lo que implica en muchos casos dejarlo al borde del agotamiento, ya que si entra en juego con 4P, gastarás 1 para asignarlo y 2 más para la habilidad, justo para intentar mantener el último punto para que cuente en la resolución. Si no tienes manera de recargar al personaje, lo más seguro es que acabes optando o bien por no usarla, o bien limitándote a darle un +1 y olvidarte de que puedes volver a usarla.   

Sobre las cartas que mejor le pueden acompañar podemos nombrar las que pueden ofrecerle poder, ya sea un evento como Obon, un recurso que lo recargue en la fase de influencia como Casa de Té o Abu Simbel, o las acciones de enfrentamiento como Poder Rúnico o Mitsudomoe. Sus mayores enemigos son aquellos que puedan eliminar puntos de poder o que puedan moverlo de regreso al panteón, como con la mayoría de personajes que ansían el combate, pero seguramente a quien no quieres ver es a Teseo, ya que anula totalmente su habilidad.     

En los inicios del juego entraba de vez en cuando en algún mazo, pero acaba siendo relegado en bastantes ocasiones por otras opciones, llegándose a ver a algún nórdico como Baldr ocupando su lugar. Después quedó practicamente relegado al olvido, aunque ha vivido un renacer tras la bifurcación de los mazos entre mortales y dioses, ya que su coste 4 le permite ser bastante jugable, encontrando su sitio en algunos mazos de dioses japoneses, ocasionalmente en algunos otros que se centran en guerreros, pero especialmente junto a dioses de otras mitologías como vemos en Atlántida.
Gracias a estos mazos, ahora se le considera una opción más, quizás no siempre la mejor, pero jugable, de modo que en el futuro se seguirá viendo en algunas partidas, tratando de desequilibrar los combates gracias a su aporte extra de fuerza.